viernes, 6 de septiembre de 2013

El por que de las cosas....

     Desde el año 98 que hice un bautismo de buceo en Cuba junto Ramón y las que ahora son las mamas de nuestros preciosos y maravillosos hijos únicos, me rondaba por la cabeza en tema de bucear, solo conozco a alguien que lo practique, el Calandracas, pero es un tipo muy experto y un buen amigo, por lo que no quería ponerlo en el compromiso de que tuviese que aguantar un principiante a su lado, por lo que decidí esperarme.

  Esperar a que??, fácil, partiendo de la base que el buceo es una deporte "mínimo" de parejas, ¿que mejor compañero que tu hijo pre-adolescente?.
Daniel desde los 6 meses esta metido en el agua, en sus 12 años de vida no ha dejado jamas de practicar natación de modo semanal, por lo que me atrevería a decir que se mueve mejor dentro del agua que fuera.

  Las vacaciones de este año fueron planificadas a conciencia, nos fuimos al Cabo de Gata y ya con toda la intención y por sorpresa, llevaba con algún centro de la zona concertados un par de bautismos para confirmar lo que era una sospecha, mi hijo es un pez, y si le pones un chupete en la boca que le da aire, se mueve como si ya lo hubiese hecho toda la vida, podéis comprobarlo en el vídeo, donde en el segundo bautismo, ya nos llevaron a un pecio.

  Catalunya es de las pocas comunidades que permiten a los niños titularse como buceadores Junior y bajar de los 10 a 12 años hasta 12 metros de profundidad y una vez cumplidos los 12, puede ya titularse para bajar hasta los 18, como cualquier adulto.

   Es lo que hemos hecho, desde hace un par de semanas, Daniel y yo somo Open Water Diver (OWD), en su caso Junior, pero por su edad, con las mismas limitaciones que yo a mis casi 50, ya hemos empezado nuestras inmersiones de Centro de buceo, y este blog nace para daros a conocer nuestra nueva afición, poderla compartir con todos vosotros y animaros a que lo proveéis, es maravilloso el mundo azul, pero compartirlo con tu hijo es algo que incluso a mi, me faltan las palabras para describirlo.

    Primer bautismo de Daniel......
..... los nervios le duraron lo que tardo en ver un pulpo.
       Segundo bautismo, el niño YA, en flotabilidad neutra.
         Enlace a la inmersión de adicción!!

  Subidos en el barco para nuestra inmersión "final de carrera", bajamos a 18 metros, hicimos las pruebas finales y nos sobro media hora para ver, una morena, dos langostas, dos escorporas, dos barracudas y dos rayas, una suerte brutal que ya nos dijo la instructora que no es habitual, como tampoco que nos durara el aire 45 minutos, señal de nuestra tranquilidad y lo que nos gusta.
     Empezamos, que se prepare el azul!!!

   Buen azul a tod@s.
.

1 comentario:

  1. Que grande Daniel, ese niño tiene unos huevos como el caballo de Santiago, veremos si los sigues Galego !!!

    ResponderEliminar